La dañina exoneración de Bartlett

Víctor Manuel Sánchez Valdés

La exoneración de Bartlett daña a todos los que estuvieron involucrados en la misma de forma directa o indirecta, por ejemplo, deja por los suelos la imagen de la Secretaria de la Función Pública, Irma Eréndira Sandoval, porque la muestra incapaz de presentar argumentos convincentes para cerrar un caso que tiene muchas variantes sospechosas y daña al Presidente, Andrés Manuel López Obrador, porque le resta credibilidad a su cruzada contra la corrupción.

El daño se maximiza porque la exoneración se hizo de una manera burda y cínica.

Hay argumentos que se antojan hasta cómicos, como el hecho de que la Función Pública solo puede investigar los hechos ocurridos en el presente sexenio, porque de ser así, entonces que también exoneren a trúhanes como Rosario Robles, Emilio Lozoya o Juan Collado, no puede haber una política de borrón y cuenta nueva, en cada sexenio.

El segundo argumento inconcebible es el hecho que después de una relación estable y pública de más de 20 años, no se considera al menos la posibilidad de que la pareja de Bartlett es su concubina y aún si se determina que no lo es, que se descarte por completo la posibilidad de que ella o los hijos del político actúen en calidad de prestanombres.

Además, se debe considerar que Bartlett no se ha distinguido por una limpia carrera en la política, sino por el contrario, se trata de un personaje obscuro, a quien la propia izquierda acusó durante años de ser el artífice del fraude electoral de 1988, no se por qué, ahora nos quieren vender a Bartlett como un distinguido ciudadano, cuando ello es imposible.

Con ello, el Gobierno de López Obrador se está convirtiendo en todo lo que ha criticado los últimos años, una administración que encubre casos de corrupción, que no asume su propio compromiso de no hacer excepciones, aunque se trate de militantes de MORENA. Quizá no se dan cuenta, pero si siguen haciendo excepciones, poco a poco se irán mimetizando con la mafia del poder a la que tanto criticaron y formarán parte de la misma.  

FUENTE: Milenio / Expansión.

 

This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s